ELENITAS

Elvis Guerra

(Juchitán de Zaragoza, Oaxaca, México, 1993) Poeta y traductor zapoteca. Sus poemas han sido publicados en diversas revistas y antologías. En el 2015 obtuvo el premio CaSa Creación Literaria En Lengua Zapoteca con el título Zuyubu’/Buscarás. Es autor de los libros “Xtiidxa’ ni ze’/ Declaración de ausencia” (2018); “Ramonera” (Círculo de poesía, 2019) y 2020, “Letraversal”, España. Como traductor publicó el libro Guidiladi Yaase’/Piel Oscura, cuentos eróticos al zapoteco (2017). Fue Becario del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA) en el programa Jóvenes Creadores, en los períodos 2016-2017 y 2018-2019. Sus poemas han sido traducidos al inglés, Ayöök y sueco.

Ni cani’ ti muxe’ ne jñaa

Jñaa nanna gadxé gadxé nguiiu

rieeenia’ guira’ si dxi.

Nanabe ndaani’ yoo di’

riuu riree miati’

ca sabadu huaxhinni,

ne nuu dxi,

qui rireega tobi

ne rirayania’ laa gueela’ domingu siado’

lu ti luuna’ nexhe rilú.

Qui rini’dibe lá Pedro,

rienebe laa ba’du’ reeda bia’ zixhinni

ne ribi’ zeeru’ guiaba biaani’;

Irving, ti liili huiini’ nayaase’ gá,

rusá moto, xiiñi’ na Tina Belabihui,

nayá nguiiu laa, xisi gasti’ xpiaani’;

Ángel, ti mexu die’ ladi,

sicarú,

nexhedxi xpiaani’,

ni ruzaabi’ ná’ ra guiiu,

ne ruxidxi ra ma che’,

ni ná laa nga laani,

ne qui rutuí lu gabe’ laa bigudxi xii ri guudxi’,

rihuinni nadxii lii,

nacha’hui’,

nibeza neu’ laabe,

naa ñune’ ni ñó tu,

naa niguiibe’ xhabatu…

jñaa, Ángel la napa xheela’,

Ángel laaca tobi zidi’di’ si laa.

Jñaa nanna de dxi nahuiine’

ricá ñee xquelaguidi gunaa,

nanna pa ñabi cabe naa pa zune xiana ne pa zusiaanda’

naa nibié nicaa ti xquié xi,

laabe bisiidi’ be naa ca nguiiu ca

ni ca guidubi ladxidua’ya’

ni ca guira’ naca ni napa’,

ne gudxi be naa

ni nuu guiree doo ique, naquiiñe’ gaca muxe’.

Jñaa nga gunaa

rutiee lu gui’chi’ ra cayee,

nanna be guira’ naca ni naca’,

xisi qui gannabe pa laaca rutiixhe’.

Relato de una muxe’ y su madre.

Mi madre sabe que tengo un novio

para cada fin de semana.

Sabe que en esta casa

hay reunión de amantes anónimos

los sábados por la noche,

y que a veces,

las sesiones pueden prolongarse

‪hasta el domingo por la madrugada

en una cama alborotada y de cabeza.

Para ella Pedro no es Pedro,

sino el chamaco que llega ‪a las ocho

y se marcha ‪a las dos;

Irving, el flaco moreno,

mototaxista, hijo de Tina Belabihui,

guapo pero sin juicio;

Ángel, el güero lleno de tatuajes,

bonito,

educado,

el que saluda cuando llega,

y sonríe cuando se va,

el que me dice suegra

y no se sonroja si le digo yerno,

se ve que te quiere,

es el menos inútil,

vivieras con él,

yo les hago de comer,

yo les ayudo con la ropa…

mamá, Ángel tiene esposa,

Ángel también es efímero.

Mi madre sabe que desde los once años

camino en tocones,

sabe que entre venganza y olvido,

prefiero un pito salado,

ella me enseñó que a los hombres

ni todo el amor

ni toda la tanda,

y me dijo que

para ser libre, hay que ser puto.

Mi madre es el rostro

que dibujo en la servilleta de una cantina,

ella sabe todo de mí,

excepto, que soy ramonera.

Ni ruzee ruaa ti muxe’

Gunaxhiee naa xieelade’, nalaga,

biaaxha’ guendabinnidxaapa’ lu ti daa,

gasti’ balaana’ ne gasti’ guie’ xañee.

Gunaxhiee naa renda’ ti bizuudi’ reza.

Gunaxhiee naa bi’cu’, muxe’, ti bandá’, cadi ti dxido’.

Gunaxhiee naa zitu ra zuhuaa gubidxa.

Gunaxhiee naa nabiidi’ lade’ ndaani’ ti yu’du’

ra laca naa naca’ xpidua’ya’,

gunaxhiee naa ne qui nutuí di’ lua’,

gunaxhiee naa dxi guládxi bixhoze naa ra lidxi,

dxi guiruti’ nudxibaluná’ xtiidxa’,

dxi ca xhamigua’ nacheepa’ lu ca’,

ne ca biche’ narucu ná’ ca’.

Gunaxhiee naa guira guendaxheela’ ra biyaa

neca ni tobi cadi xtinne’.

Gunaxhiee naa dxi nguiuu nuaania’

bidii deche naa nezalú xheela’.

Gunaxhiee naa dxi la’ya’ Carolina,

dxi nuaa gaca ti gubeedxe’ ruunda’,

gunaxhiee naa ti qui gacananaladxe’ guiruti’.

Gunaxhiee naa dxi napa’ xhoopa’ iza

ne bicaa cabe naa gudxite’ tapu’.

Gunaxhiee naa dxi ratania’

ti binnigola napa xtale iza.

Gunaxhiee naa dxi ribi’xhi’ ladxidua’ya’

gadxe ruaa ti nguiiu riguixe guiziide’.

Gunaxhiee naa cayete’ lu ti carru cadi xtinne’.

Gunaxhiee naa dxido’

ti pa guinie’ ni gadxé si niree ni naa.

Gunaxhiee naa nguiiu, nado’, natuí lu.

Gunaxhiee naa dxa’ bi yanne’, bininá cabe naa,

dxi guyuaa ti yaga zundi’.

Gunaxhiee naa napa ti guendahuará.

Gunaxhiee naa cayuunda’ ndaani’ lidxi nisa dxu’ni’.

Gunaxhiee naa dxi cadi die’ lua’.

Gunaxhiee naa necape’

qui ñuu nguiiu ñanaxhii naa.

Letanía para una muxe’

Me quise desnuda, hueca,

desvirgada en un catre,

sin honor ni flores a mi pies.

Me quise envuelta en un vestido roto.

Me quise perra, jota, h, pero nunca muda.

Me quise lejos del sol.

Me quise sucia en una iglesia

donde yo misma era mi Dios,

me quise sin pena,

me quise cuando mi padre me corrió de casa,

cuando nadie supo defenderme,

cuando mis amigos estaban ciegos

y mis hermanos eran mancos.

Me quise en todas las bodas que bailé,

aunque ninguna fuera mía.

Me quise cuando mi amante

me negaba frente a su esposa.

Me quise cuando me llamaba Carolina,

cuando quería ser cantante,

me quise para no odiar a nadie.

Me quise cuando tenía seis años

y me obligaron a jugar fútbol.

Me quise cuando me acostaba

con un viejo de cincuenta y ocho años.

Me quise cuando me daba asco

besar a un hombre que me pagaba la escuela.

Me quise bajando de un coche que no era mío.

Me quise en silencio,

porque gritarlo era un peligro.

Me quise viril, inocente, tímida.

Me quise soberbia,golpeada,

goleada, para no decir cogida.

Me quise con VPH.

Me quise en una cantina cantando el último trago.

Me quise sin maquillaje.

Me quise por encima

de todos los hombres que no me quisieron.

Xcuidi ni guca’

Gule’ cuyaa ti son yaa ndaani’ ná’ jñaa.

Gule’ naca’ ti muxe’ huiini’.

Gule’ ndaani’ ti le’ daapa gunaa.

Gule’ lu beeu natibita.

Gule’ chonna iza ca’ru’ gudiicabe Szymborska guie’ jmá risaca.

Gule’ huaxinni guluu xtiua’ doo yanni’.

Gule’ lade xpele ti guixhe xieeladi.

Gule’ ndaani’ ti gunaa bixhelecabe laa tapa bieque.

Gule’ ndaani’ ti yoo da’ beñe.

Gule’ cayuyadxie’ ti guiba’ rului’ bidaani’ yaase’ laa.

Gulenia’ ti paancha yaga.

Gule’ ládxi ti guie’ deche diaga.

Gule’ nacua’ ti bidaani’ guchi.

Gule’ ne la’ya’ napa gaayu’ bandá’

ne bia’queca nguiiu gudxite naa.

Gule’ ra lidxi bixhoze’ nanala’dxi’ muxe’.

Gule’ ra lidxi jñaa qui ñuu dxi ñunibia’ dxiibi.

Gule’ ndaani’ ná’ jñaabiida’ ne guira’ nguiiu xti’.

Gule’ canaba’ cadi guuti cabe naa.

Gule’ canda’ naxhi guie’ xhuuba’ lade’,

ti guira’ muxe’ ralene xho’ xti ti guie’.

Gule’ cá ti guelaguidi soo ñee

ne cuyaa dxi’ba’ diidxa’ galaa ique.

Gule’ canaba’ gun’danecabe xqui’chi’xqui’chi’ guidxilayú.

Gule’ nayeche’. Ni guini’ cabe la? diidxa’ si laa.

Al niño que fui

Nací bailando la llorona en los brazos de mi madre.

Nací siendo un niño muxe’.

Nací en un jardín de puras mujeres.

Nací en septiembre.

Nací tres años antes que Szymborska ganara el Nobel.

Nací la noche que mi tío se suicidó.

Naci en las redes de una hamaca desnuda.

Nací de un vientre que se abrió cuatro veces.

Nací en una casa sin piso.

Nací mirando un cielo de terciopelo oscuro.

Nací abrazando una muñeca de palo.

Nací con una flor en la cabeza.

Nací con un vestido amarillo.

Nací con un nombre de cinco letras, y por cada letra, tuve un amante.

Nací de un padre que odiaba muxes.

Nací de una madre que nunca conoció el miedo.

Nací de una abuela y sus múltiples hombres.

Nací pidiendo que no me maten.

Nací oliendo a guie’ xhuuba’,

porque los muxes nacen oliendo a una flor.

Nací para bailar en tacones

y con un libro en la cabeza.

Nací pidiendo que me leyeran el mundo.

Nací libre. Lo demás, es poesía.

FORMULARIO DE CONTACTO

Si quieres comunicarte con nosotras directamente utiliza el siguiente formulario de contacto y revisa pronto tu correo electrónico para que veas nuestra respuesta.